fbpx

BLOG | Personas vivas

Mantener vivos a los personajes basados en datos: Así funciona

Una vez desarrollados, los personajes basados en datos se olvidan fácilmente en la vida cotidiana. Cómo evitarlo y qué mantiene vivas a las personas a largo plazo: 5 estrategias principales a seguir.

Los personajes basados en datos ayudan a las empresas a pensar desde el punto de vista del cliente. El requisito previo: la persona es parte integrante de los procesos operativos, en teoría. En la práctica, sin embargo, las personas pierden importancia rápidamente, a menos que sean una parte esencial de todas las decisiones a lo largo del ciclo de desarrollo del producto. Aquí se aplica lo siguiente: independientemente de si se trata de marketing, diseño o desarrollo de productos, quienes utilizan la persona basada en datos en todos los departamentos crean una oferta que se corresponde 1:1 con las necesidades de los grupos objetivo.

1. mapea la decisión de compra con un mapa del recorrido del cliente

Es bueno disponer de una tarjeta persona detallada y basada en datos, y aún más eficaz gracias al mapa del recorrido del cliente. Representa los puntos de contacto entre la persona basada en datos y la empresa en una línea de tiempo. El modelo tiene en cuenta todas las fases por las que pasan los clientes con un producto o servicio. Ayuda a las empresas a adaptar la experiencia del cliente a cada grupo de clientes. El modelo también ayuda a mejorar y seguir desarrollando productos y procesos. Importante: Hay que elaborar un mapa del recorrido del cliente distinto para cada persona basado en datos.

2. priorizar las tareas con mapas de historias de usuario

Los mapas de historias de usuarios se utilizan cuando se planifica un lanzamiento, por ejemplo para un software, una tienda online o un nuevo medio. El objetivo de un mapa de historias de usuario: Representar claramente el proceso de desarrollo con todas sus tareas y priorizar cada tarea desde el punto de vista del usuario. A partir del mapa de historias de usuario, es posible deducir , por ejemplo, qué funciones de un software son las más importantes para el usuario, a partir de cuándo se desarrollan y qué pasos son necesarios para ello. El story map va desde la actividad, pasando por los pasos individuales que el usuario necesita para ella, hasta las tareas necesarias para poner en práctica los pasos de acción del usuario. El mapa de historias de usuario discurre sobre un eje vertical y otro horizontal. Mientras que el eje horizontal marca el curso temporal de las tareas individuales, el eje vertical hace afirmaciones sobre la priorización de tareas y funciones. Para la representación esquemática, el primer paso es formular historias de usuario. Se trata de relatos breves, cada uno de los cuales abarca una acción concreta del personaje. En el mejor de los casos, cada relato corto consiste en una frase que responde a QUIÉN es el grupo objetivo, CUÁL es su tarea y POR QUÉ esta tarea es crucial. Un ejemplo sencillo de una historia de usuario global podría tener este aspecto:

Como médico (persona), me gustaría conectar mejor con mis pacientes (tarea) para permitir consultas digitales (beneficio).

Importante: Se necesita mucho espacio y tiempo para el mapa de historias de usuario de procesos complejos. Un proyecto de software complejo llena rápidamente una pared entera y requiere numerosas reuniones, talleres y rondas de debate. La recompensa: un producto en el que cada paso se ha pensado desde el punto de vista del usuario.

3 Diseñar productos y servicios con personas

Las historias de usuario, en particular, ayudan a incluir a las personas tanto en el desarrollo como en el diseño de los productos. Esto se aplica tanto a los grandes lanzamientos como a los detalles: en el sitio web, en la tienda online o en la papelería. ¿Dónde se siente cómoda tu persona? ¿Qué características y valores son importantes para la persona? Si valoran la seriedad y el asesoramiento exhaustivo, esto puede reflejarse en la vestimenta y el aspecto del personal de servicio, por ejemplo. En la gastronomía o la papelería, la presentación de los productos, los colores y el diseño interior también desempeñan un papel a la hora de ganarse la confianza de los clientes.

4. alinear el contenido con las personas

Lo que se aplica al diseño visual se aplica aún más al contenido y al tono. Esto empieza con la forma de dirigirse a ti y termina con la elección de las palabras y el tono de voz. ¿Los empleados de los servicios deben hablar enfáticamente despacio o con energía, y así contagiar el buen humor? Además, las personas basadas en datos también desempeñan un papel importante en la elección de los formatos de contenido. ¿Tu persona prefiere ver vídeos explicativos cortos o prefiere informarse mediante libros blancos y pruebas detalladas antes de decidirse a comprar? Básicamente, si optimizas el contenido específicamente para una persona, aumentas la probabilidad de que los compradores se conviertan en clientes habituales.

5. utilizar personas para encontrar candidatos que coincidan con el cliente

Ya sea cocinero, asesor o consultor: los personajes basados en datos ayudan a seleccionar a los empleados que se ajustan a tus clientes. Esto influye, por ejemplo, en la cuestión de qué cualificaciones son deseables para los candidatos. Si las empresas buscan especialistas en marketing para un grupo objetivo que prefiere los formatos de imagen en movimiento, los candidatos son prometedores si tienen experiencia en producción de vídeo. En el caso de los asesores con contacto directo con el cliente, la apariencia y el comportamiento deben coincidir con la persona, para que los clientes confíen rápidamente. Por tanto, los reclutadores deben conocer al detalle el carácter, los valores y los puntos de dolor de la persona.

Además de los candidatos adecuados, las personas también ayudan a seleccionar a los candidatos para las pruebas, por ejemplo, cuando se trata del desarrollo nuevo o posterior de productos. El factor decisivo aquí es que las personas de prueba deben corresponder al grupo objetivo real o deseado. Por otra parte, esto distorsiona los resultados de las pruebas y, en el peor de los casos, causa perjuicios económicos porque el producto se desarrolló sin tener en cuenta al grupo destinatario.

 Guardar como PDF
×